Natalia Campos

Jul 21 • Tatuador de la Semana • 4460 Visitas

Completamente enamorada de lo que hace vemos a Natalia Campos, una de las fervientes representantes femeninas del tatuaje en Chile que con respeto y mucho estudio se convirtió en tatuadora gracias a su perseverancia y pasión por los colores y la eternidad.

 

¿Qué te motivó a ser tatuadora? Yo creo que básicamente lo que me trajo a esto fue que desde que era muy chica y veía tatuajes o revistas relacionadas captaban mi atención totalmente y me sorprendían. Eso fue lo que me llevó a pensar en cómo se vería un dibujo mío en la piel de alguien más e incluso llegó a gustarme tanto en un primer comienzo la tinta, que el mismo día de mi cumpleaños número 18 fue por mi primer tatuaje.
En resumen fue más que nada eso, el arte mismo llevado en la piel de las personas lo que me motivó a aspirar a ser tatuadora a futuro.

En resumen fue más que nada eso, el arte mismo llevado en la piel de las personas lo que me motivó a aspirar a ser tatuadora a futuro.

 

¿Hace cuánto tiempo que eres tatuadora? Oficialmente son 3 años y 3 años más fui aprendiz, de hecho sigo sintiendo que es un constante aprendizaje.

 

¿Quién fue tu maestro? Fue Nishinja Das, pero pese a que fue mi mentor yo no seguí el mismo estilo de tatuaje que él (Neo Japonés). Gracias a las coincidencias de la vida llegué a él y me guió para ser prácticamente todo lo que soy ahora, en cuanto al estilo, en buscar a otros referentes para involucrarme más en el tatuaje y todo.

 

¿Cuál fue tu primera máquina? Juán López vino justo en el momento preciso a Chile a ver a Nishinja y fue cuando me ofreció una de sus máquinas y esa fue la primera que ocupé.

 

¿A quién o qué fue lo primero que tatuaste? Eso fue muy gracioso porque estábamos acá y como yo aún no había hecho ningún tatuaje real sino que me había quedado en ese entonces en la teoría, Nishinja me dijo “Ok, hoy vas a tatuar”. Mi ex pareja estaba en el estudio y él se ofreció a ser el lienzo, le hice un yunque típico tradicional americano en el tobillo mientras todos me miraban/ y yo moría de nervios (jajaja).

 

 

¿En qué estilo de tatuaje te especializas? Lo que me gusta hacer es tradicional americano y me gusta mucho, pero nunca me ha agradado copiar lo que han hecho los grandes del tradicional como Sailor Jerry sino que prefiero hacer algo con mi toque personal con un estilo que sé que perdurará con los años que es lejos lo que más me gusta.

 

¿Quién es tu alter ego? Son tantas las personas que me inspiran pero si tuviera que resumir, son sobre todo una hola de San Francisco (USA) como Ed Hardy quien desde un comienzo me volaba la cabeza y de ahora aunque no tengo claro si es de esa misma ola de artistas, pero se trata de Tim Lehi que hace unos tigres que me enferman y me hace pensar que es tremendamente aplicado.

 

¿Qué quieres provocar entre tus clientes cuando terminas un tattoo? Uno más que todo espera que la persona se vaya conforme con el trabajo realizado, quiero decir con eso que no haya quedado con gusto a poco y sobre todoque haya tenido una buena estancia en la tienda porque siento que esa conexión que debe haber entre tatuador y cliente es súper importante para tener un buen tatuaje como resultado. Si una persona se siente incómoda te afecta mucho en términos de energía y eso es precisamente lo que tratamos de evitar como estudio, ya que queremos que cada una de las personas que nos visitan al ser un estudio privado, puedan sentirse completamente confiados y cómodos. Se trata de que queden contentos con el proceso previo, el durante y el resultado.

 

¿Qué crees que hace falta para que culturalmente este arte sea más valorado? Yo creo que por sobre todas las cosas es el ego de las personas que tatúan y el respeto por el arte del tatuaje, que de una vez por todas se entienda que el tatuaje no se trata de que de un día para el otro se me ocurrió ser tatuador y listo, ya que es algo que lleva tiempo y cariño. Creo que esas personas tan ególatras no tienen la misma vibración que quienes de verdad queremos al tatuaje al ver una pieza en tinta y con la libertad de admirarla y decir “esto está increíble” he incluso poder emocionarse con uno como a mí me ha pasado. Lamentablemente hasta el día de hoy eso ha pasado, lo pueden ver en las mismas convenciones con los mismos personajes que compiten constantemente y que tal vez no se han dado ni siquiera el tiempo para estudiar el trasfondo del tatuaje. En eso se resume: respeto y mucho estudio.

 
Book
 

 
Contacto:
Estudio Red Lotus / Chile
 
nataliacampos86@gmail.com
 
Instagram: @nataliacamposrlt

 

Posts Relacionados

« »